Cómo usar las bolsas de té en los ojos para quitar lo hinchado y ojeras

Las bolsas de té tienen usos útiles más allá de transportar el preparado para realizar este sabroso líquido. Además de ello, pueden ser utilizados para razones estéticas, lograr vernos mejor. En este caso, para el cuidado de los ojos.

Nuestros ojos pueden verse afectados por muchos factores externos como la contaminación ambiental. Pero al mismo tiempo pueden ser nuestras actividades diarias, como el estrés excesivo o la falta de horas de sueño.

Ahora descubrirás como usar estas bolsitas para un uso estético. Notarás que puedes utilizarlos como recurso adicional y gracias a ello empezar a verte mucho mejor. Y así poder eliminar esas horribles bolsas negras que te salen.

¿Cómo aprovechar las bolsas de té en los ojos?

bolsas de té en los ojos

Puedes preparar bolsitas en específico para utilizarlo, pero lo más económico es utilizar las mismas con las que has preparado anteriormente té. De esta forma ahorras, al utilizarlo en todos sus beneficios.

¿Cuáles tipo de té puedes utilizar? La realidad es que cualquiera, pero te recomiendo las de té negro, las de manzanilla y té verde. Todo ello gracias a que todas esas poseen propiedades anti inflamatorias.

Y el usarlo es super sencillo:

1.-Cuando termines de utilizar las bolsitas, mételas en el refrigerador durante un rato. No tienes que congelarlas, lo único que necesitas es que terminen por estar frías. No frescas, frías.

2.-Luego de eso, déjalo encima de tus ojos por aproximadamente unos 20 minutos. Ese lapso será suficiente para que ejerza su acción, siendo también el tiempo en que tardará en calentarse por nuestro calor corporal.

3.-Una vez cumplido el plazo, retíralos y no olvides lavarte la cara.

¿Por qué funcionan estas bolsitas?

El motivo por el que ayudan a tus ojos es el frío que contienen ayudará a mejorar la circulación en la zona de tus ojos. Todas esas zonas negras e hinchazón, es líquido que se ha quedado estancado en esa zona.

Por supuesto, la explicación es mucho más profunda que eso, pero a grandes rasgos ese es el motivo.

Una última advertencia: cuando vayas a utilizarlas, revisa bien que se encuentren totalmente cerradas. El motivo de ello es que en caso de estar rasgadas, un poco del interior podría caer en tus ojos.

No es algo que te lastime, pero sí que será molesto y tendrás que lavarte con agua abundante para limpiarlo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *